LA DEEP WEB NO ES EL INFIERNO

El deseo de esta entrada es explicar a los lectores, que si bien la Deep Web proporciona un entorno para proteger su privacidad, hay varias condiciones y diferentes tipos de ataques que en un momento dado podrían también exponer la identidad del usuario.

Las últimas noticias nos han alertado de que los gobiernos están aumentando su capacidad para supervisar la red oculta, sobre todo tratando de infiltrarse mediante servicios de espionaje. En más de una ocasión hemos leído acerca de unidades cibernéticas estadounidenses totalmente dedicadas a la vigilancia de la Deep Web.

La Deep Web es una criatura deseada por los Gobiernos, porque les permite operar en total anonimato. Por supuesto que este aspecto ha sido también aprovechado por los ciberdelincuentes, hacktivistas y personas normales que desean defender su privacidad. Por esta razón las instituciones y los organismos de cada país han promovido proyectos para desarrollar nuevos sistemas de vigilancia y a la vez han comenzado una campaña de desinformación y desprestigio contra este mundo paralelo y oculto.

Y si quieren mantenerte lejos de la Deep Web es porque no pueden espiarte.

El delito está tan presente en la Deep Web como en el internet de Google, por supuesto, el anonimato que otorga web profunda podría fomentar y facilitar las actividades delictivas, pero al mismo tiempo representan una obstáculo para el criminal que, por ejemplo, desea robar información sensible de los usuarios o espiarlos.

[amazon_link asins=’1547142863,2409012973,8499645089,6202236957,1535174064′ template=’ProductCarousel’ store=’ES1′ marketplace=’ES’ link_id=’310cbf09-c8d8-11e8-a346-bd71f3c6c1dc’]

Mientras tanto en el internet superficial por el que navegamos a diario podemos encontrar muchos informes de empresas de seguridad en actividades criminales cibernéticas y los ingresos relacionados con tal actividad. Sabemos relativamente poco acerca de los beneficios relacionados con la Deep Web, pero seguro que el volumen de negocio supera con creces la oscuridad que nos venden.

La conclusión … no creas a los que te dicen que Deep Web es el reino del mal, porque están tratando simplemente de defender sus secretos y mantenerte lejos de ese lugar por propio interés.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.